Liberando espacio

Dedicarme a las tareas de una en una ha dejado a un lado lo que no me importa y a otro lado lo que sí me importa.

Cuando estás sumergida en la hiperactividad es muy difícil darte cuenta de casi nada. La adrenalina te mueve, te mantiene, sostiene la exigencia constante de estar al 100% en el 100% de las cosas. Eso está muy bien cuando vives una situación extrema, que requiere tu instinto de supervivencia para eso, para sobrevivir. De ahí a convertirlo en nuestro modo de vida…, pues no. Al menos no yo, sobre todo cuando ya he vivido así durante años, dejándome hecha una piltrafa.

Para mí es importante escribir, alimenta mi cuerpo y mi alma. Es importante mi familia, mis hijos, mi esposo, mis padres, mis hermanos… Son las raíces que me enganchan a la tierra. Lo demás es innecesario, y librarme de ello me está liberando.

No más móvil, no más redes sociales, no más teleabsurda, no más zapping. No más estar a todo y a nada. En su lugar tengo más con quienes amo.

Si liberamos espacio en el móvil, por qué no liberamos espacio en nuestra vida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s